Quantcast
El tiempo en: Torremolinos
Sábado 15/05/2021

Torremolinos

“Esta experiencia me ha cambiado, ahora veo las cosas desde otros puntos de vista”

El fotógrafo y autor de 'El club del retrato', Miguel Ángel Linares, inaugura este viernes en la Casa de Los Navajas de Torremolinos su exposición 'Así somos'

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
  • El fotógrafo Miguel Ángel Linares.
  • La muestra reúne a medio centenar de rostros conocidos y por conocer a los que este fotógrafo ha retratado con una técnica cercana a la terapia

Nacido en Málaga, pero residente en Torremolinos, el impulso de la carrera de fotógrafo Miguel Ángel Linares llegó con el proyecto ‘Anfitriones digitales’, en el que, a través de la cuenta de Instagram @hazturismoentorremolinos, mostraba las bondades de esta localidad de la Costa del Sol. Inmerso ahora en un proyecto mucho más cercano y personal, ‘El club del retrato’, expone desde el 23 de abril en la Casa de Los Navajas el resultado del medio centenar de rostros e historias que han pasado por esta particular terapia.

Todo aquel que visite la exposición nacida de ‘El club del retrato’ verá caras conocidas de Torremolinos. Quizá se encuentre con algún amigo de la infancia al que hace tiempo que no ve o profesores que le dieron consejos para una vida más allá de las aulas. O, por otro lado, conocerá las vivencias de desconocidos  que Miguel Ángel Linares ha captado a través de su cámara y que presenta hasta el 16 de mayo en la muestra ‘Así somos’.

¿Cómo y cuándo nace este proyecto?

–El club nace de una casualidad. Estaba retratando a mi madre, que no está acostumbrada a hacerse fotos y se le notaba cierta tensión en el rostro, entonces me dio por preguntarle: Mamá, ¿cuándo fue la última vez que fuiste feliz? Con un rostro que evidenciaba dolor y pesar,  me contestó que no lo recordaba.  La fotografía que realicé en ese momento captó cómo se sentía en ese momento, era 100% ella. Así, se me encendió la bombilla y comencé a apuntar preguntas personales para llegar a las personas, esas preguntas que con el ajetreo de nuestras vidas no nos hacemos y son tan necesarias. Además, pedí ayuda a una amiga psicóloga para mejorar la sesión y empecé a probar con mis amigos obteniendo unas sesiones llenas de emoción, unos retratos muy naturales.

¿Cuántas personas han pasado por el club del retrato?

–Pues como yo digo el club cuenta ya con unos 50 socios. Me he reencontrado con amigos, con familiares que hacía mucho que no veía, he conocido a personas maravillosas y muchos han venido para quedarse, ha sido una experiencia preciosa. Cualquier persona puede hacerse la sesión, ya que todos tenemos un retrato y una historia que contar.

¿Qué podemos esperar de la exposición ‘Así somos’, en la Casa de Los Navajas?

–Veremos el resultado de estas sesiones de autoconocimiento, los retratos de mis queridos socios y sus historias. Encontraremos a personas muy conocidas del pueblo, futbolistas, guionistas, poetas, profesores...Incluso al alcalde de nuestro pueblo, José Ortiz, que se animó a unirse al club. Habrá un espacio donde colocaré una sesión completa de una persona. Además, tengo que decir que mucha gente se piensa que es solo un retrato, pero de cada sesión suelo entregar unos 15 retratos editados. Estoy muy contento de poder realizar mi primera exposición en mi pueblo y agradecido a todos los que han participado.

¿Cómo es el proceso con el que trabajas en tu proyecto?

–Siempre utilizo el mismo esquema de iluminación, fondo negro y en la edición un blanco y negro que he creado especialmente para estas sesiones.

Si pudieras elegir a una persona, viva o muerta, para que pase por el club del retrato, ¿quién sería? ¿Y a la que nunca fotografiarías?

–Fue genial hacerle la sesión a mi profesor y mentor, Fer Gómez, que siempre hablo de él porque, para mí, ha sido un profesor muy muy bueno, me ha dado las herramientas para intentar cumplir mi sueño que es dedicarme a la fotografía profesional y ya estoy empezando a vivirlo. Una persona que ya no esté,  sin duda sería mi abuela Dolores, a la que llevo siempre conmigo. Ojalá pudiera tener esa charla y por supuesto ese retrato. En cuanto a una persona que no retrataría, no la hay.

¿Cuál es la historia que más te ha conmovido desde que iniciaste este proyecto?

–Es difícil porque he vivido unas historias preciosas, pero si tuviera que elegir una sería la de mi amigo de toda la vida, Javi. El año pasado falleció su padre, y fue una gran perdida. En la sesión revivimos ese momento tan doloroso.Tuve que bajar varias veces la cámara porque me costaba continuar. Además, hablamos de nosotros, que hemos estado algo distanciados, y sirvió para recuperar algo que nunca se perdió, somos hermanos.

¿Te cuesta mucho, por lo general, que el participante se abra para contarte sus vivencias?

–Hasta ahora, todas las personas se abrieron sin problemas. Es más, creo que les gustó hacerlo. Siempre comienzo igual la sesión, con los ojos cerrados, y viajamos a un sitio especial para el retratado que es algo que gusta. ¡Se abren los ojos y comienza el viaje!

¿Con qué te quedas de este proyecto? ¿Qué ha supuesto para ti a nivel personal?

–La vida son experiencias y me quedo con lo que he vivido en este club de retratos. He aprendido tanto en tan poco tiempo de cada persona que se sentó para ser retratada... Todos me aportaron algo. A nivel personal, esta experiencia me ha cambiado, ahora veo las cosas desde muchos puntos de vista diferentes. 

COMENTARIOS